Logo Saint Charles International

Iniciativa de calidad

La iniciativa de calidad de Saint-Charles surgió el año 2000 y no ha dejado de crecer con los años. Las sociedades adheridas a esta iniciativa colaboran de forma voluntaria con el objetivo de aplicar un control de calidad mejorado y una trazabilidad intachable.

A continuación se describen los ocho grandes principios de funcionamiento de la iniciativa de calidad.

La prueba de los 8 principios !

1. Un autocontrol validado por la DGCCRF

 

Esta iniciativa consiste en la práctica del autocontrol, mediante sondeo, de las frutas y verduras recibidas con el fin de garantizar el cumplimiento de las normas vigentes. Dicha práctica se ha definido y validado conjuntamente con la Dirección General de Consumo, Competencia y Represión de Fraudes (DGCCRF) de Francia mediante la firma de un acuerdo en el año 2000.

2. Un método HACCP de referencia

En aras de un mayor reconocimiento, la «Iniciativa de calidad de Saint-Charles» fue concebida conforme a las directrices del método HACCP (Hazard Analysis Critical Control Point o Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control), referencia nacional e internacional en el sector agroalimentario.

3. Una formación

Todo el personal de las empresas signatarias recibió una formación inicial y cada año recibe, desde el 2000, una formación complementaria al principio de la campaña. Más de 100 controladores/aprobadores participan diariamente en la implementación y aplicación de la «iniciativa de calidad de Saint-Charles» en sus empresas..

4. Un logotipo bien identificado

Un logotipo de calidad estampado normalmente en los documentos comerciales y en los paquetes confirma el cumplimiento de los procedimientos de autocontrol. Asimismo, se asigna a cada empresa signataria un número de autorización reconocido por la DGCCRF.

5. Análisis y controles cotidianos

Cada sociedad participante en la «iniciativa de calidad de Saint-Charles» establece en cada campaña un plan de recolección, validado por la DGCCRF, en correlación con los volúmenes y los productos tratados, y realiza análisis sanitarios (método «screening» de más de 280 sustancias activas) en el Laboratorio Departamental de Análisis CAMP, acreditado por el Comité Francés de Acreditación (COFRAC), en virtud de un acuerdo celebrado con el SNIFL (Sindicato Nacional de Importadores y Exportadores de Frutas y Verduras de Francia). Esta singular asociación establecida con el CAMP permite al SNIFL centralizar toda la información relacionada con la calidad sanitaria de las frutas y verduras que transitan en las instalaciones.

El principio es el siguiente:

  • Depósito de muestras para analizar ante el SNIFL
  • Dos recopilaciones semanales
  • Registro de las muestras para realizar un seguimiento permanente

De cada no conformidad detectada por el Laboratorio se enviará una copia inmediatamente a los servicios del SNIFL. Esta transparencia validada por las sociedades signatarias permite a la promotora de calidad enviar de manera sistemática un recordatorio de los procedimientos reglamentarios que debe cumplir la sociedad en cuestión, así como establecer contacto directo con los responsables de «Calidad» de las empresas con el fin de determinar las operaciones de supervisión que se deben implementar.

6. Una formación adicional continua

Desde abril de 2013, a parte de las formaciones continuas existentes del personal de «Calidad», hay una formación colectiva adicional sobre la formalización de la iniciativa HACCP en las empresas para validar las prácticas existentes y formar sobre prácticas recomendadas de higiene a todo el personal de las empresas signatarias.

7. Contratación de una «promotora de calidad» dedicada

El SNIFL contrató en febrero de 2013 a una «promotora de calidad», el contacto del área de Calidad a disposición de las partes firmantes del acuerdo que les asiste y las acompaña de manera individual en la ejecución de sus obligaciones. Además, por su función en cada empresa, la promotora debe asegurar las «auditorías previas de calidad» en el contexto de la formación continua y es la persona de contacto ante la Administración, el Laboratorio y el conjunto de las partes firmantes.

8. Una Comisión de Calidad

Basándose en los elementos constatados por la promotora de calidad durante las auditorías en las empresas con el objetivo de comprobar el cumplimiento permanente de cada una de ellas, los profesionales acordaron con la DGCCRF establecer una Comisión de «Calidad» compuesta por los «jefes de las empresas implicadas» para asegurar la permanencia de esta etiqueta y sancionar cualquier infracción.

Retour en haut